En la temporada 2012 se diseñaron y fabricaron dos coches. Uno de ellos, el FSB2012, estaba alimentado por un motor de combustión interna, gracias al enorme conocimiento adquirido durante todos los años anteriores en éste campo. El FSB2012 tiene una fiabilidad y un rendimiento excepcional, y todavía está siendo utilizado por el equipo en sus entrenamientos.